Peso normal para un bebé, cuanto debe pesar un bebé

Peso normal para un bebé, cuanto debe pesar un bebé, consulta nuestra tabla de desarrollo infantil y encuentra el progreso de tu bebé en relación a su crecimiento. Además, descubre consejos para apoyar a los bebés que necesiten alcanzar sus hitos de desarrollo.

En cierto momento, la mayoría de los padres se preguntan si el incremento de peso de su bebé se encuentra dentro del rango normal. ¿Está creciendo a un ritmo normal? ¿No lo suficientemente rápido? Nuestra tabla de peso del bebé está diseñada para transmitirte tranquilidad.

Tabla de peso, según mes y longitud de bebé niña OMS

Edad
Peso
Longitud
Nacimiento 2,3 – 4,4 kg 44,7 – 53,6 cm
1 mes 3,0 – 5,7 kg 49,0 – 58,2 cm
2 meses 3,8 – 6,9 kg 52,3 – 61,7cm
3 meses 4,4 – 7,8 kg 54,9 – 64,8cm
4 meses 4,8 – 8,6 kg 57,1 – 67,1cm
5 meses 5,2 – 9,2 kg 58,9 – 69,1cm
6 meses 5,5 – 9,7 kg 60,5 – 71,1 cm
7 meses 5,8 – 10,2 kg 62,0 – 72,6 cm
8 meses 6,0 – 10,6 kg 63,2 – 74,4cm
9 meses 6,2 – 11,0 kg 64,5 – 75,7cm
10 meses 6,4 – 11,3 kg 65,5 – 77,2cm
11 meses 6,6 – 11,7 kg 67,1 – 78,5cm
12 meses 6,8 – 12,0 kg 68,1 – 80,0 cm
15 meses 7,3 – 12,9 kg 71,1 – 83,8cm
18 meses 7,8 – 13,8 kg 73,9 – 87,4cm
21 meses 8,2 – 14,6 kg 76,5 – 90,7cm
24 meses 8,7 – 15,5 kg 79,0 – 94,0 cm
27 meses 9,2 – 16,4 kg 80,5 – 96,0 cm
30 meses 9,6 – 17,3 kg 82,5 – 98,8cm
33 meses 10,0 – 18,1 kg 84,3 – 101,6 cm
36 meses 10,4 – 19,0 kg 86,1 – 103,9cm

Tabla de peso, según mes y longitud de bebé niño OMS

Edad
Peso
Longitud
Nacimiento 2,3 – 4,6 kg 45,5 – 54,4 cm
1 mes 3,2 – 6,0 kg 50,3 – 59,2cm
2 meses 4,1 – 7,4 kg 53,8 – 63,0 cm
3 meses 4,8 – 8,3 kg 56,6 – 66,3cm
4 meses 5,4 – 9,1 kg 58,9 – 68,6cm
5 meses 5,8 – 9,7 kg 61,0 – 70,9 cm
6 meses 6,1 – 10,2 kg 62,5 – 72,6 cm
7 meses 6,4 – 10,7 kg 64,0 – 74,2 cm
8 meses 6,7 – 11,1 kg 65,5 – 75,7 cm
9 meses 6,9 – 11,4 kg 66,8 – 77,2cm
10 meses 7,1 – 11,8 kg 68,1 – 78,5cm
11 meses 7,3 – 12,1 kg 69,1 – 80,0 cm
12 meses 7,5 – 12,4 kg 70,1 – 81,3cm
15 meses 8,0 – 13,4 kg 73,4 – 85,1cm
18 meses 8,4 – 9,7 kg 75,9 – 88,4cm
21 meses 8,9 – 15,0 kg 78,5 – 91,7cm
24 meses 9,3 – 15,9 kg 80,8 – 95,0 cm
27 meses 9,7 – 16,7 kg 82,0 – 97,0 cm
30 meses 10,1 – 17,5 kg 84,1 – 99,8cm
33 meses 10,5 – 18,3 kg 85,6 – 102,4cm
36 meses 10,8 – 19,1 kg 87,4 – 104,6cm

Las curvas de percentiles de la OMS para niños de 0 a 2 años

¿Cómo saber si el bebé está bien de peso?

Lo normal es que el bebé vaya teniendo una ganancia de peso de alrededor de 150-250 gramos a la semana durante el primer mes de vida o 20 gramos al día.

Te puede Interesar:  ▷ 【Trabajar en una Guardería】✔️ Consulta su Formación

Se recomienda que la medición sea semanal y no variar de báscula.

¿De qué manera los médicos utilizan una tabla de peso para bebés?

Durante cada revisión de un bebé saludable, se procede a pesar y medir al bebé, y se registran estos valores en un gráfico. El médico examina estos datos para evaluar si el bebé está experimentando un crecimiento adecuado para su edad.

Cada bebé es único, por lo tanto, no todos se ubicarán exactamente en el punto medio de la tabla de referencia. De hecho, la mayoría de los bebés no lo hacen.

Siempre y cuando el bebé muestre un crecimiento constante dentro del gráfico, generalmente no hay motivo de preocupación.

Diferencias de crecimiento entre lactancia materna y alimentación con fórmula

Los bebés alimentados con leche materna y aquellos alimentados con fórmula presentan variaciones en su aumento de peso.

  • Días 1-3: Antes de que la leche materna llegue, los bebés alimentados con lactancia materna pueden perder aproximadamente un 7 por ciento de su peso al nacer. Por otro lado, los bebés alimentados con fórmula solo pierden alrededor del 3,5 por ciento de su peso al nacer.
  • De 0 a 3 meses de edad, los bebés experimentan un rápido crecimiento después de los primeros días de vida, y aquellos que son amamantados superan inicialmente a los bebés alimentados con fórmula.
  • Entre los 3 y los 12 meses de edad, los bebés alimentados con fórmula comienzan a alcanzar e incluso a superar a los bebés amamantados.

Sin embargo, hasta hace poco tiempo, muchos gráficos de crecimiento no reflejaban esta realidad.

(Nota: la información anterior se basa en los gráficos de peso del bebé de la OMS, que se enfocan en la lactancia materna, ya que en todo el mundo hay más madres que amamantan).

¿Qué pasa si mi hijo está por debajo del percentil?

El simple hecho de que su bebé esté en el lado más bajo de la escala no implica necesariamente ningún problema. El peso promedio de un bebé es precisamente eso: un promedio.

¿Qué es el percentil bajo?

Tener el percentil bajo significa que tiene un peso más bajo de lo normal para las semanas en las que se ha desarrollado el embarazo. Por este motivo será  más pequeño que otros bebés con la misma que tengan igual edad gestacional.

En realidad, solo la mitad de los bebés se sitúan entre los percentiles 25 y 75, lo que significa que la otra mitad de los bebés se encuentra fuera de ese rango considerado «normal». Aun así, siguen siendo completamente normales.

En lugar de enfocarse únicamente en la posición de tu hijo en la tabla de peso, prestar atención a la curva de crecimiento única que sigue es una mejor indicación de su salud.

Si el bebé se encuentra en el percentil 25 y luego empieza a disminuir en los percentiles, eso podría generar preocupación. Sin embargo, si el bebé se mantiene constante en el percentil 3 y sigue creciendo, probablemente no haya razón alguna para alarmarse.

Mi bebé no mide según su Peso, ¿Qué pasa si un bebé no mide menos de lo normal?

La relación entre la altura y el peso de mi bebé no es necesariamente importante. No todos los bebés serán bajos y delgados o altos y regordetes.

Algunos pueden ser altos y delgados, mientras que otros pueden ser cortos y regordetes. Por lo tanto, es posible que tu bebé esté en el percentil 50 en cuanto al peso y en el percentil 12 en cuanto a la altura, y aún así se le consideraría perfectamente «normal».

¿Cuál es el peso ideal de un bebé al nacer?

¿Cuál es el peso ideal de un bebé al nacer?

El peso ideal de una niña al nacer oscila entre 2.3 y 4.4 kg, mientras que el peso promedio de un niño al nacer oscila entre 2.3 y 4.6 kg.

En el caso de las niñas, el percentil 50, que se encuentra en el rango medio, sería alrededor de 3.2 kg; mientras que para los niños, el percentil 50 sería de aproximadamente 3.3 kg.

¿Cuánto peso gana un bebé en el primer mes?

Un estudio indica que un bebé alimentado con leche materna puede perder alrededor del 7 por ciento de su peso al nacer en los primeros tres días, mientras que un bebé alimentado con fórmula puede perder alrededor del 3.5 por ciento de su peso al nacer.

Te puede Interesar:  ▷ Locutorio cerca de mi ubicación abierto ✔️ ®

Si el bebé pierde más del 10 por ciento, es recomendable hablar con el pediatra y buscar el consejo de un especialista en lactancia para asegurarse de que tu bebé esté recibiendo suficiente alimentación.

Durante las próximas dos semanas, tu bebé debería recuperar el peso perdido. Según el Dr. Jay Gordon, pediatra y autor, un bebé promedio aumenta de 113 a 227 gramos por semana durante el primer mes.

¿Cuál es el peso normal para un bebé de 3 meses?

El peso normal de una niña de 3 meses oscila entre 4.4 y 7.8 kg, mientras que el peso normal de un niño de 3 meses oscila entre 4.8 y 8.3 kg.

En el caso de las niñas, el percentil 50, que se encuentra en el rango medio, sería alrededor de 5.8 kg; mientras que para los niños, el percentil 50 sería de aproximadamente 6.4 kg.

Para tener una mejor comprensión de si tu bebé está creciendo adecuadamente, es útil considerar lo siguiente: la mayoría de los bebés duplicarán su peso al nacer alrededor de los 4-5 meses de edad y lo triplicarán aproximadamente a los 12 meses.

¿Qué se debe hacer en caso de retraso de crecimiento?

Existen diversas medidas que puedes tomar para respaldar el crecimiento saludable de tu bebé de manera natural.

Busca el apoyo de un asesor de lactancia

Si estás amamantando pero tu bebé no está aumentando de peso o creciendo adecuadamente, eso no significa necesariamente que tengas una producción insuficiente de leche.

El bebé solo puede consumir lo que puede extraer del pecho, y si tiene un mal agarre o presenta dificultades con los labios o la lengua, no podrá extraer la leche de manera eficiente.

En ocasiones, puede ser necesario recurrir a la fórmula a corto plazo (sí, alimentar al bebé es lo más importante), pero con el apoyo adecuado, la lactancia materna suele ser viable (¡y también se vuelve más fácil!).

Un asesor de lactancia es un excelente primer paso para restablecer la normalidad.

Evalúa la calidad de tu leche

Si tu bebé no está aumentando de peso de manera adecuada, considera enviar una muestra de tu leche al laboratorio de lactancia. Este servicio analizará la composición de tu leche materna y te informará sobre su contenido de grasa.

Si tu leche materna presenta un bajo contenido de grasa, puedes aumentar los niveles de grasa agregando tabletas de alfalfa y aceite de borraja a tu dieta. También puedes incorporar alimentos ricos en omega-3, como salmón, nueces y semillas de linaza.

Elige una fórmula de mejor calidad

Si necesitas complementar con fórmula, no es necesario optar por una marca que contenga ingredientes cuestionables. Hay marcas superiores e incluso opciones caseras que pueden contribuir a mantener la salud intestinal del bebé y promover un crecimiento adecuado.

Mejora la nutrición

Si tu bebé tiene entre 6 y 12 meses y no está creciendo adecuadamente, asegúrate de que reciba suficiente leche materna o fórmula, pero también comienza a introducir alimentos sólidos para brindar una nutrición adicional.

El plátano, el aguacate, la calabaza, las yemas de huevo, la crema de coco e incluso las carnes de pastoreo son excelentes alimentos nutritivos que pueden ayudar al bebé a avanzar en la escala de peso.

Promueve la salud digestiva

También es importante respaldar la salud digestiva del bebé, lo que facilitará una mejor absorción de los nutrientes. La leche materna es una excelente manera de curar y calmar el intestino del bebé.

Algunos bebés pueden necesitar probióticos adicionales para ayudar con la digestión y la absorción de nutrientes.

También puedes agregar directamente un probiótico infantil a la dieta del bebé, colocando una gota en su pezón, dedo o chupete antes de que el bebé comience a succionar.

Además, ofrecer alimentos fermentados y alimentos prebióticos, como plátanos poco maduros, a bebés mayores de 6 meses, puede alimentar las bacterias beneficiosas en el sistema digestivo del bebé.

Prueba el masaje para bebés

Varios estudios también han relacionado el masaje infantil con un aumento de peso saludable. De hecho, en un estudio, se observó que los bebés prematuros que recibieron masajes aumentaron un 47% más de peso que aquellos que no recibieron masajes.

En otro estudio, se encontró que los recién nacidos que recibieron masajes no solo aumentaron más peso por día, sino que también mostraron una mayor conciencia y habilidades motoras.

Recuerda que cada bebé es único y puede haber múltiples factores que influyan en su crecimiento. Si estás preocupado por el desarrollo de tu hijo, siempre es recomendable consultar con un pediatra o profesional de la salud especializado en el cuidado de los niños.

Ellos podrán evaluar la situación de manera individualizada y brindarte orientación y recomendaciones específicas para tu bebé.

Patrones de crecimiento infantil de la OMS